Importancia del Protector Solar

El protector solar se ha vuelto en un gran aliado tanto en el mundo de la cosmética como de la salud; el uso de este producto está creado fundamental mente para proteger de las radiaciones solares, pero a su paso reduce también el riesgo de padecer cáncer de piel, el envejecimiento prematuro y evitar quemaduras solares.

Hay que recalcar que una de las creencias erróneas es pensar que el bloqueador solar solo se usa únicamente para días soleados o en los que se va a salir, este producto es necesario aplicarlo en cualquier rutina de cuidado de la piel, aunque el día esté nublado o incluso lluvioso.

Hay dos tipos de rayos UV, conocidos como rayos UVA y UVB, que provocan cambios perjudiciales en la piel. Los rayos UVA representan hasta el 95 por ciento de la radiación ultravioleta que llega a la superficie de la tierra, aunque los rayos UVB son menos prevalentes, también causan daños en la piel.

Tanto los rayos UVA como los UVB contribuyen al desarrollo de cáncer de piel, incluyendo el carcinoma de células basales, el carcinoma de células escamosas y el melanoma, por eso sin importar el tono de piel todos deben utilizar protección solar.

En el mercado se pueden encontrar dos productos de cuidado y beneficio para la piel, por un lado están los protectores, los cuales absorben y reflejan la radiación ultravioleta. Toma alrededor de 30 minutos que cumplan su función luego de ser aplicados, suelen ser transparentes.

Y por otra parte se encuentran los bloqueadores solares, que están hechos casi siempre de titanio u óxido de zinc para poder reflejar los rayos solares e impedir que alcancen la piel. Estos son más espesos y permaneces visibles cuando se aplican.

Se debe buscar un protector solar que ofrezca cobertura UV de amplio espectro y tenga un factor de protección solar o SPF de al menos 15; además hay que leer la etiqueta para saber cada cuánto se debe volver a aplicar el producto.

El protector solar no cubre del sol o dura más de 2 horas, al consultar cuidadosamente la etiqueta de un producto, se puede seleccionar el mejor protector solar para proteger la piel.

Es recomendable aplicar cuidados extra en las zonas del cuerpo que mayor exposición solar reciben:

  • Rostro
  • Orejas
  • Escote
  • Brazos y manos
  • Piernas y pies
  • Cuero cabelludo (hay productos de cabello que protegen contra el sol)